Mint has you covered during coronavirus. Stay up-to-date with the latest financial guidelines and resources here.

MintLife Blog > Coronavirus (COVID-19) > Cómo proteger tu salud crediticia cuando el dinero escasea

Cómo proteger tu salud crediticia cuando el dinero escasea

Coronavirus (COVID-19), Credit Info, Unemployment How to Take Control of Your Finances When Money is Tight

Casi dos tercios de personas en los Estados Unidos experimentan dificultades financieras debido a la pandemia de COVID-19. Por eso, es importante adoptar un rol activo en nuestras finanzas. Es posible que armar planes financieros sea un poco desalentador si el dinero escasea, pero la clave radica en comprender nuestras metas para tomar decisiones financieras productivas. Por lo general, cuando se arma un plan financiero, existen dos áreas de atención: crecimiento y protección. Para muchas personas, es imposible crecer en este momento dado el aumento del desempleo y las reducciones de las horas de trabajo. Sin embargo, aunque tus ingresos sean inestables, aún hay pasos que puedes dar para proteger tu calificación crediticia.

Debes saber dónde te encuentras

Según la semana ocho del Estudio de Dificultades Financieras del Consumidor de TransUnion, el 36% de las personas en los Estados Unidos piensan que es muy importante supervisar la calificación crediticia durante la crisis de salud actual. Están absolutamente en lo cierto. Verificar tus calificaciones y reportes crediticios te ayuda a marcar una línea de referencia en tu salud crediticia y te permite dar seguimiento a los cambios en tu historial de crédito, lo que puede, a su vez, afectar tu calificación.

Acceder y supervisar tu información de crédito es fundamental para administrar tu salud crediticia durante la pandemia de COVID-19. Por eso, las agencias de información de crédito TransUnion, Equifax y Experian ofrecen a todo residente en los Estados Unidos reportes crediticios semanales en línea sin cargo en annualcreditreport.com hasta abril de 2021. También puedes descargar una aplicación gratuita como Mint para revisar y supervisar tu calificación.

Ahora que tienes acceso semanal a tus reportes, intenta programar un horario constante para verificarlos. Los prestamistas suelen reportar actualizaciones de cuentas una vez al mes, pero es posible que cada uno lo haga en distintos momentos. Es importante que se te haga un hábito supervisar tu crédito periódicamente.

Cuando revises reportes crediticios, busca actualizaciones que anticipes o cambios imprevistos que puedan requerir revisión exhaustiva. Tu reporte crediticio es una representación de la identidad de tus datos, y debes manejarlo como un activo de valor. Al igual que tú, las agencias de información de crédito quieren asegurarse de que toda tu información sea precisa y esté actualizada. De ese modo, se garantiza que el sistema de reportes crediticios sea justo para todos. Controla tu información personal y repasa las cuentas de crédito abiertas indicadas para asegurarte de que las reconoces a todas. Revisa los saldos y los historiales de pago de tus cuentas, y asegúrate de que sean exactos. Es posible que quieras anotar la información de contacto de cada uno de tus prestamistas. Si tienes una duda sobre un elemento en particular de tu reporte, quizás sea buena idea que te comuniques con el prestamista directamente para obtener más información. Además, puedes enviar una objeción a la agencia de información de crédito que emitió el reporte crediticio y solicitar una investigación de lo que consideres que no es exacto.

Debes continuar haciendo pagos

Tu historial de pagos es un factor tan importante en el cálculo de tu calificación de crédito que, hacer pagos puntuales de manera constante, si puedes, es una buena manera de proteger tu salud crediticia. Si consideras que puedes pasar apuros por pagar, habla cuanto antes con la empresa con la que tienes la cuenta, antes de que se venza. Hemos notado una tendencia positiva en empresas que se acercan a sus clientes para orientarlos durante la pandemia de COVID-19. De hecho, el Estudio de Dificultades Financieras del Consumidor de TransUnion indica que el 69% de personas que se vieron financieramente afectadas dicen que las empresas con las que tienen cuentas se comunicaron con ellas para ofrecerles facilidades de pago. Sin embargo, no es necesario que esperes a que tu prestamista se comunique contigo; casi la mitad de todas las personas que se vieron financieramente afectadas ya fueron contactadas por sus prestamistas para analizar diversas opciones de pago. Si tienes dificultades financieras, adopta una actitud dinámica. El COVID-19 está afectando a todos de diversas maneras, pero sabemos que la gente está pasando dificultades. Existen opciones y recursos disponibles para ayudar a brindar apoyo.

Si tienes pensado inscribirte en programas de tolerancia o aplazamiento con tus prestamistas, pregunta para asegurarte de que comprendes todas las condiciones. Algunas buenas preguntas podrían ser si el prestamista cobrará cargos, cómo se calculan los intereses y cómo el prestamista reportará tu cuenta a las agencias de información de crédito mientras te encuentres en el programa de emergencia. Después, intenta desarrollar un plan para cuando la adaptación termine. Gracias a la Ley CARES, existen lineamientos para préstamos garantizados por el Gobierno federal, como hipotecas y préstamos para estudiantes, pero las opciones de alivio brindadas por prestamistas privados pueden variar. Asegúrate de obtener todos los acuerdos por escrito de modo que tengas la información que necesitas para armar un plan a fin de volver a comenzar a hacer los pagos pospuestos más adelante.

Debes protegerte contra el fraude

La información nueva y, a veces, confusa que hay allí afuera sobre cheques de incentivo y préstamos para pequeñas empresas hacen que el entorno esté lleno de oportunidades para los estafadores. El Estudio de Dificultades Financieras del Consumidor de TransUnion indicó que un cuarto de las personas saben que fueron blanco de mecanismos de fraude digital relacionados con el COVID-19. Si alguien obtiene acceso a información importante como tu número de Seguro Social, puede hacer estragos en tus finanzas y salud crediticia. En este momento, ten especial precaución con las comunicaciones relacionadas con la Ley CARES y los cheques de incentivo. Recuerda que ninguna organización no gubernamental te pedirá que compartas información sensible por teléfono, correo electrónico o mensaje de texto. Usa solo sitios web oficiales del Gobierno para presentar información en línea.

Si no tienes pensado solicitar créditos nuevos a corto plazo, quizás quieras considerar congelar tu crédito. Esto te ayuda a evitar que estafadores abran cuentas nuevas a tu nombre, ya que la congelación evita que los prestamistas accedan a tu reporte crediticio una vez que reciben una nueva solicitud de crédito. Las congelaciones de crédito son sin cargo, no afectan tu calificación crediticia y se pueden levantar fácilmente cuando lo necesites. Tendrás que congelar tu crédito en cada una de las tres agencias de información de crédito por separado si quieres obtener mayor protección.

Además, puedes agregar sin cargo una alerta de fraude a tu reporte crediticio si piensas que puedes haber sido víctima de fraude. Una alerta de fraude no bloquea por completo a posibles prestamistas, pero les avisa que deben hacer pasos extra para verificar tu identidad antes de extender el nuevo crédito. Si agregaste una alerta de fraude a tu reporte en una agencia de información de crédito, se notifica automáticamente a las otras dos, quienes también deben agregar una a tu reporte.

Es completamente natural sentirte frustrado ante la falta de progreso en las finanzas, en especial si hiciste sacrificios para construir tu riqueza e historial de crédito, y es entendible que muchos sientan que todo lo que pueden hacer es sentarse a esperar que la economía mejore. Sin embargo, no tienes que hacer eso. Puedes adoptar una actitud dinámica para proteger lo que construiste. Establecer hábitos constantes de protección ahora puede compensarnos más adelante, cuando podamos concentrarnos más en el crecimiento.

Tags:

Leave a Reply